Compras para decorar Decorar con arte Pintura en el hogar

Aprendiendo a comprar pinturas de arte abstracto

Comprar, colgar y coleccionar pinturas abstractas puede ser una tarea amorosa. Amo y las pinturas abstractas. Creo que mi material favorito es la acuarela opaca llamada “Gouache”. Recientemente compré un trabajo de Oscar Bluemner. La persona de la cual lo compré lo había tenido guardado por 20 años. Planeo colgar esta pieza en mi oficina. Una vez encontré una pintura en óleo abstracta hecha en 1947, cuyo autor era Louis Bassi Siegriest. Me gustó la composición, emitía una extraña calma. El artista había firmado la parte de atrás del cuadro. Estaba un poco más caro de lo que podía pagar, compre igual.

“Trade Winds” es el nombre de un cuadro abstracto pintado a mano que compré de la artista Joanne Riddle en Barcelona. La pieza era enorme y tuve que hacer que me la manden en un flete a mi casa. El azul en este cuadro era tan vívido. La composición entera era completamente inspiradora. El año pasado le compré un cuadro abstracto a mi cuñada. El artista autor de esta pieza era Leonardo Nierman y el material era el óleo. Compré la pieza sin marco y llevé a la tienda para que eligiera uno.

Una vez traté de comprar un cuadro abstracto del alcalde de nuestro pueblo. Le ofrecí 2000 Euros por la figura abstracta moderna. El artista había usado rojo, blanco y azul, y quería adquirir esta pieza para mí madrastra. La pieza le hubiera encantado, pero el alcalde no quería venderla. El cuadro abstracto que compré para mi hermano mayor no funcionó para su departamento. Terminé comprando una pintura que era un poquito más grande que el cuarto en la cual pretendía ponerla. Y los colores no funcionaron en el único cuarto en donde cabía.

Terminé vendiendo ésta pintura abstracta en el mismo lugar donde la había comprado, en eBay! Y hasta termine llevándome una ganancia. Seguramente porque había más información en mi subasta sobre el artista, Richard Diebenkorn, de la que había en la subasta donde me la había comprado. Supongo que aquella hora que me pase investigando hizo subir el valor del cuadro. Aprendí hace mucho tiempo que un cuadro abstracto vale exactamente lo que alguien quiera pagar por él. Y tengo amigos que no pueden ser convencidos de esta verdad básica. Creo firmemente en que si nadie quiere un cuadro abstracto, entonces su valor es cero.

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

  • hola quiciera haber si me podeis ayudar quiero pintar el dormitorio de las niñas y haber que colores podria combianar para que quedara una habitacion alegre .- ellas tienen una 5 años y la otra 8 años muchas gracias

  • Sencillo, el arte abstracto es el fin de toda pintura, el arte es un supuesto, de formas y colores, algunas las interpretamos fácilmente, y las relacionamos con un paisaje o la figura humana, pero son mentira, son solo colores en un plano bidimencional. En la abstracción, sìmplemente creamos mundos nuevos, cada quien lo relaciona a su psique, a sus ideas, a sus emociones. Ya no es necesario representar lo conocido, si no inventar los hasta ahora desconocido.
    Viva el arte.

  • >

    Compartir con un amigo