Decoración de habitaciones Maderas para decoración

Lidiando con imperfecciones en los muebles

Las imperfecciones en los muebles son un toque adicional que enriquece la decoración, claro está; todo depende del concepto o la línea decorativa con la que esté trabajando o en la que se hayan basado para crear cada uno de los ambientes dentro de su hogar.

Para una decoración rústica o vintage; las imperfecciones en los muebles suelen ser la cereza al tope del pastel. Son ese agregado que convierte una decoración prefabricada en algo genuino, pues esas imperfecciones involuntarias denotan el paso el tiempo a través de los muebles.

Sin embargo, cuando una imperfección no va acorde con la decoración, lo ideal es deshacerse de ella lo más pronto posible y de la forma más orgánica posible, es decir; que no quede evidencia alguna de que esa zona de ese mueble ha sido reparada.

Lograr que esa apariencia orgánica este presente luego de una reparación es la razón por la cual los restauradores cobran la cantidad de dinero que cobran. Es prácticamente devolver el tiempo a cuando esa imperfección no estaba allí; y devolver el tiempo nunca es económico. Por eso, si quieres ahorrar algo de dinero y al mismo tiempo aprender una de las más útiles habilidades para el resto de tu vida; sigue leyendo, pues hoy en Visita Casas te enseñamos a cómo lidiar con estas imperfecciones en los muebles y dejarlos como nuevos.

Identificando el nivel de daño en el mueble

Muchas veces lo mejor es admitir cuando un trabajo se nos escapa de las manos. Los restauradores tienen algo que no se adquiere a través de un tutorial: criterio propio. Juzgar los daños en un mueble y cuál sería la mejor forma de tratar cada una de esas imperfecciones; eso es algo que sólo se adquiere con la experiencia, es decir; haberse tomado cientos de veces con una imperfección similar en un mueble similar y/o diferente bajo las instrucciones específicas de un cliente para esa pieza.

Si su mueble está demasiado maltratado, tal vez lo más conveniente sea darle una nueva identidad, traspasando su carácter a la nueva apariencia que tendrá.

Otra opción podría ser restaurar por completo el mueble, si se poseen piezas de otros muebles idénticos o de la época, se conocen las técnicas de carpintería que usaban los artesanos de la época y, se tienen los materiales equivalentes usados cuando se fabricó el mueble; entonces la restauración puede ser la mejor opción, siempre y cuando se conozcan las técnicas.

En este artículo queremos enfocarnos en lo que tú puedes hacer por ese mueble el cual tiene un pequeño detalle, una singular imperfección que, puede incluso no estar visible; pero tú sabes que está allí.

Y es que a veces, por más que lo repetimos 10.000 veces, los niños comen en el sofá, los adolescentes colocan el vaso con hielo y refresco directamente sobre la mesa de madera y; nuestra pareja se distrae mientras fuma y toma café en el sillón.

Para todos esos males cotidianos y un poco más, hoy te diremos la mejor solución.

Limpiando la tapicería de tela

Este método puede ser aplicado tanto en la tapicería de las sillas del comedor, como en la tapicería de los muebles de la sala e incluso los del auto. Para solucionar el problema de suciedad en la tapicería sin necesidad de acudir a un profesional del oficio que cobrará mucho dinero por su mano de obra, lo único que necesitarás será:

  • Cepillo de cerdas suaves. Es necesario que las cerdas del cepillo no dañen la tapicería.
  • Paño blanco. Es mandatorio que el paño sea blanco y de ser posible de 100% algodón, esto con el fin de evitar que el color del paño manche aún más la tapicería durante la labor de limpieza.
  • Recipiente de boca ancha con agua limpia y tibia. Necesitarás enjuagar el paño repetidas veces, para ello, debes asegurarte que el agua esté lo más limpia posible, por lo que puede ser necesario cambiarla tras varios usos.
  • Producto para limpiar tapicería. Aquí en Visita Casas utilizamos nuestra propia fórmula la cual te compartiremos en breve, por los momentos; presta atención a los pasos que deberás seguir para realizar una limpieza eficiente.

Pasos para limpiar la tapicería

Lo primero que debes hacer siempre es asegurarte que no haya exceso de polvo ni telaraña sobre la tapicería que se va a limpiar. Para ello es conveniente utilizar el cepillo de cerdas suaves, pero recuerda retirar toda la suciedad del cepillo antes de seguir con la limpieza.

El segundo paso es aplicar con un rociador el producto de limpieza, aquí es importante resaltar algo: la parte más importante del producto de limpieza es la espuma que se produce al contacto con la tapicería.

Es gracias a esta espuma que el “factor limpieza” del producto logra penetrar en las fibras de la tapicería, y es esta misma espuma la que debe usarse para restregar/tallar con el cepillo en las zonas más afectadas.

Notarás como la espuma residual que se forma luego de aplicarte trabajo con el cepillo es una espuma sucia, aquí entra en escena el trapo blanco, pues su función es ayudarte a retirar toda esa espuma una y tantas veces sean necesarias hasta que observes que la tapicería está limpia.

Si la tapicería es de color, entonces conviene dejarla secar a la sombra; recuerda que el sol puede hacer que el color se “caiga”. Por otro lado, si es una tapicería blanca, entonces deja al sol el mueble el tiempo que sea necesario para que se seque completamente.

¿Cómo preparar el mejor limpiador de tapicerías blancas?

Este limpiador casero no sólo funciona sobre tapicería, también sobre madera, aluminio, cerámica, azulejos, en fin; podrás utilizarlo tanto en los muebles, como en la cocina y los baños. Es un producto genial para retirar la mugre, suciedad, manchas y grasa.

Ingredientes:

  • 1 ½ litros de agua tibia
  • 1 vaso de vidrio de aproximadamente 250 ml
  • Cascara de jabón/jabón rallado
  • Suavizante
  • Cloro/lejía
  • Bicarbonato de sodio

Como podrás deducir, si utilizas una medida diferente a 1 ½ litros de agua, entonces la capacidad del vaso debería variar proporcionalmente en esa medida particular.

Procedimiento

En un recipiente grande, vacía un vaso lleno de cascara/costras de jabón o jabón de barra para lavar rayado. De ser posible, que sea jabón neutro.

Agrega medio vaso de bicarbonato y luego, un vaso lleno con suavizante. En este punto debes mezclar hasta lograr que todos los componentes se integren, una vez logres una consistencia pastosa, agrega el agua.

Nuevamente deberás remover hasta que todo se integre y hasta que las cáscaras de jabón se hayan disuelto, cuando esto suceda, agrega entonces el vinagre de un vaso de 250 ml.

Llegados a este punto, notarás como una reacción química efervescente da a lugar ¡no te alarmes! Todo era parte del plan. Deja reposar esta mezcla por un tiempo de 4 horas y, cuando vuelvas a ellas; notarás como se ha formado una especie de capa sólida similar a un glaciar.

A pesar de que esta capa es dura, debajo de ella aún hay líquido, y es necesario que vuelvas a remover toda la mezcla para que nuevamente se integren los productos; sólo que esta vez quedará un líquido espumoso blanco y espeso que despedirá un olor a limpio, fresco y desinfectante.

Eliminar una quemadura por cigarrillo

Otro de los grandes enemigos de nuestros preciados muebles de madera es: el cigarrillo. O mejor sea dicho, los fumadores irresponsables que no saben diferenciar un mueble de un cenicero. Por ilógico que pueda parecer, un poco de ceniza de la chimenea junto un masaje circular y suave con una bolsa de té; es una gran solución para esas manchas cuando están frescas.

Sin embargo, si es algo que lleva tiempo y hasta ahora lo notas, entonces necesitarás una solución un poco más compleja. Pero recuerda, la cicatriz dejada en la madera por quemadura es tan difícil de eliminar como la cicatriz de quemadura en nuestra piel.

Ya sea en madera o tejido, lo más seguro es que necesites la ayuda de una lija o lima, pues es muy importante que retires la mayor cantidad de daños antes de aplicar la solución.

El aceite mineral, aceite de tung; así como también un poco de cera y aserrín de la madera afectada. Todas ellas son alternativas muy válidas dependiendo del caso.

El proceso se repite sin importar cual alternativa elijas, aunque puede que tenga una variante que otra. Lo importante es aplicar con movimientos suaves y en sentido de la veta, el componente elegido hasta lograr una apariencia sana.

Aunque la forma más eficiente cuando se trata de madera es: utilizar el aserrín proveniente del mismo mueble mezclado con la cera. Para obtenerlo solo hace falta limar el mueble hasta obtener la cantidad suficiente. Una buena manera de tener reservas suficientes es, limar las patas del mueble; así podrá también corregir alguna imperfección del nivel y el cambio de altura será imperceptible para el ojo.

Arañazos

Ya sea por culpa de las llaves, la mascota o cualquier otro objeto que haya maltratado la integridad del mueble con un arañazo; puedes disimularlos con betún de zapatos, lápices o marcadores de punta fina. Un lápiz o marcador color bronceado es perfecto para maderas claras, mientras que un marrón rojizo es perfecto para los más oscuros.

Puede ser que tengas que experimentar un poco para encontrar una combinación perfecta, pero el color perfecto hará que el arañazo desaparezca fácilmente. No obstante, si tu mesa está tan rayada que estás considerando la posibilidad de sentar a los niños con una gran caja de lápices de colores y decirles que pinten los espacios blancos, considera la posibilidad de conseguir una nueva.

Eso sí, no olvides que los crayones para reparar imperfecciones en el suelo laminado son perfectos para este tipo de tareas también.

Pintura de colores o crayones

Si tus hijos utilizaron todos los lápices de colores en los muebles de exteriores o de interiores, puedes utilizar una bolsa de té o frotar una pieza de madera de nogal en la superficie dañada. Es la manera más efectiva de eliminar este tipo de manchas.

Manchas de condensación o humedad (el círculo de los vasos)

Una pasta de sal y aceite mineral para sacar los anillos blancos o marcas de agua es lo ideal para este tipo de “accidentes” que pasan a pesar de tantas advertencias e instrucciones.

Asegúrate de frotar en la dirección de la beta y sécala de inmediato, esto es muy importante. Luego solo deberás aplicar tu pulidor favorito.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Si te sientes con ganas de realizar un trabajo mayor, más complejo y con un resultado aún más maravilloso; entonces deberías ver este video de una restauración simple.

Referencias:

Disimula las rayas o imperfecciones de tus muebles de madera

Los defectos más comunes de la madera 

Cómo disimular imperfecciones en los muebles

Todas las imágenes son cortesía de: pinterest.es

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

>

Compartir con un amigo