Jardín Técnicas de jardinería

Ejercitando la jardinería en espacios poco convencionales

Aquí en Visita Casas hemos escuchado todo tipo de argumentos por parte de los clientes, la competencia y las personas en general que siguen nuestro blog. Uno de ellos, muy gracioso por cierto, fue una de una persona que nos dijo “en ese lugar no se puede hacer jardinería” haciéndose referencia a la falta de un ecosistema próspero para las plantas; y es que se trataba de la parte trasera de una vivienda donde el suelo había sido clausurado con cemento.

Pues, si algo similar te ha sucedido alguna vez; si piensas que no puedes practicar la jardinería en un lugar pero eres un amante de la jardinería; de esos que no tienen espacio en donde explayarse ¡no desesperes!, ni mucho menos desistas.

La jardinería no está necesariamente fuera de tu alcance. En los espacios disponibles de tu casa como el balcón, el patio, el garaje o en una ventana soleada; puedes crear un jardín en envases colgantes, que no sólo traerá alegría, sino también algo del hermoso verde de la naturaleza. La jardinería de interiores, reconfortante en sí misma, la jardinería orgánica, que no utiliza fertilizantes químicos, la jardinería hidropónica; son algunas de las posibilidades disponibles ¡y hoy queremos hablarte de este mundo de posibilidades!

Aprende cómo tener un jardín en cualquier parte

 

 

En el pasado, la jardinería estaba restringida a aquellos que poseían un terreno verde. Hoy en día hasta los que viven en apartamentos pueden crear su propio jardín sin demasiadas complicaciones. El sueño de cada uno puede ser cumplido por los jardines en envases. Éste tipo de jardinería te dará las delicias de una decoración de exteriores sin moverte de tu hogar. Puedes cultivar algunas flores perennes, anuales y hasta algunos arbustos y pequeños árboles.

Obviamente necesitan de planificación y esfuerzo, sin embargo; pueden llegar a ser mucho más económicos que los jardines en espacios abiertos, todo esto gracias a que el control de plagas es mucho más sencillo. También ahorrarás en tierra; y verás que tu calidad de vida mejora gracias a que respirarás oxígeno más puro al tiempo que acumularás menos basura ¡Todo gracias a que ahora tienes un jardín en casa!

Pero ¡ojo! Recuerda que no tienes que limitar tu imaginación a tu casa únicamente; siguiendo varios de los consejos que te daremos en este artículo, podrás cultivar un jardín en lugares poco comunes como el garaje, una azotea, un sótano o en tu habitación. Y es que con un poco de tecnología y madera, puedes tener un jardín que incluso esté aislado de la luz solar natural y aun así hacerlo prosperar.

Comencemos por un jardín en la terraza

Un jardín en un entorno urbano es muchas veces algo impensable para la persona que vive día a día el rápido ritmo de la ciudad; sin embargo, cada vez son más y más personas las que se unen a este movimiento verde en donde los edificios parecen estar cubiertos de un manto verde.

Estos mini cultivos o mini huertos en las partes exteriores de las viviendas altas se han vuelto tan populares que; si tan sólo buscas un poco, de seguro encontrarás algún “gremio” de personas dedicadas a ello en tu comunidad.

Pero si no fuera así, ¡¿qué te parece si eres tú quien comienza el movimiento en tu localidad?! Tanto decorativos como una manera de ayudar al medio ambiente que en agradecimiento nos brindará algo de alimento y belleza de vez en cuando; los jardines en espacio altos representan muy claramente lo que es la vida hoy en este mundo moderno.

“Un pequeño paraíso; un Edén personal en el cual olvidarte de todo y de todos y simplemente disfrutar de la compañía de tus plantas”

Para poder comenzar tu propio jardín urbano necesitarás los materiales y elementos correctos; en realidad puede ser una tarea que se divide fácilmente en 5 pasos ¡vamos a ver más de cerca de qué se tratan!

Elegir con cuidado qué vas a plantar

Es importante que desde el día cero tengas presente que, si vas a plantar para recolectar además de para darle un toque verde a tu terraza; debes evitar la recolección en invierno.

La mayoría de las plantas tienen espacios para recolección muy variados, las mejores plantas para una huerta que también sea un jardín en un espacio urbano son:

  • Romero
  • Tomates
  • Lechuga
  • Cebolla
  • Berenjenas
  • Pimientos
  • Pepinos
  • Perejil
  • Apio

Y muchas otras plantas aromáticas cuyos cuidados dependen un poco de las condiciones climáticas y la intensidad del sol en la terraza; sobre todo en la época de sequía.

No obstante, no basta con elegir qué vas a plantar, también es necesario saber cómo plantar correctamente; es decir, saber qué plantas se llevan bien estando cerca las unas de las otras. Como es el caso del tomate y el apio.

¡Ir de shopping!

Definitivamente la parte más divertida de todas es ir a un vivero, huerta o el jardín de alguien para hacer “compras”; y lo colocamos entre comillas porque no siempre debes pagar para conseguir tus plantas.

Pero si estás comenzando desde cero y sin ayuda ¡no te preocupes! Las semillas son muy económicas y puedes conseguirlas incluso gratis. También puedes adquirir las plantas ya desarrolladas, pero te recomiendo que hayas hecho eficientemente el estudio de tu espacio; si ya sabes cómo vas a organizar tus plantas, entonces no escatimes en especímenes ya grandes de los que puedas extraer nuevas semillas.

Aprovecha para hacer el único gasto realmente importante, y es en las herramientas que necesitarás; así como alguna que otra guía o vara para aquellas plantas que crecen en altura.

Cuidando tu jardín/huerta

Al estar en un lugar elevado, es necesario que vigiles la cantidad e intensidad de sol que reciben tus plantas en las distintas horas del día. Debes ubicarlas conscientemente y muchas veces puede ser necesario que coloques una pantalla para controlar el flujo de los rayos UV.

Mientras que preparas tu propio compost, puedes adquirir tierra con suficientes nutrientes y sobre todo regar en abundancia todos los días. Las plantas necesitan beber agua para vivir, al igual que tú.

Devolverle a tu jardín lo que él te da

Con el paso de los meses deberías ser capaz de fabricar tu propio compost partiendo incluso de la materia orgánica que deseches de tu jardín. Utilizar esa misma materia orgánica mantendrá todo dentro de un ciclo de la vida muy íntimo; y es que la compatibilidad de los elementos a ese nivel no podrías replicarla de otra forma.

Prepárate para los posibles cambios u obstáculos

Es muy común que al cabo de un tiempo comiences a observar fauna en tu jardín de terraza, la vida llama a la vida. Debes estar consciente de que pasará y eso está bien; pero puede ser que necesites una malla metálica para aislar una que otra planta, pantallas de plástico para la lluvia y una lámpara brillante.

Todos estos elementos varían dependiendo de tu localidad y altitud, es muy difícil ser específicos en este punto, por eso; lo mejor que puedes hacer es prepararte siempre para combatir estos pequeños problemas. Compra tierra de diatomeas o fabrica jabón de sodio para lavar tus plantas y combatir las alimañas.

¿Y si no tengo terraza?

Matenimiento de Jardines

Si tienes un apartamento con poco espacio, nada de áreas verdes y no rodeado; sino abrumado por la tecnología de tal manera que pareciera no haber espacio para la naturaleza ¡no te rindas! Y es que te traemos un jardín colgante con su propio sistema de riego ideal para estos espacios cerrados dentro de la jungla de cemento.

Los jardines colgantes con sistema de riego son una de las alternativas más llamativas para esta era moderna. Hacer uno significa reciclar agua, aprovechar el plástico que desechamos, crear un espacio hermoso pero práctico; y todo gracias al encanto de la jardinería organizada.

Ya sea modular la huerta o jardín vertical que quieras hacer, fija o semi modular; las posibilidades dependerán del tiempo que le dediques a personalizarla ¡esta idea se popularizo tanto que IKEA fabricó su propio modelo para venderlo a los más novatos!

Y aunque aún tienes que armar muchas piezas (porque si no, no sería IKEA) ahorran algo de la labor estética al vender su diseño. Pero comprar un diseño prefabricado o hacerlo tú mismo es tu decisión; nosotros en Visita Casas te queremos compartir uno de los nuestros, puedes tomar todas las ideas que quieras de este diseño y adaptarlo a tus necesidades.

Materiales

Ya que hablaremos de nuestro propio diseño, el listado de materiales será acorde a lo que utilizamos; puedes agregar o quitar elementos, todo depende de ti.

  • 20 botellas plásticas vacías de 1 ½ lts ( es para 4 columnas)
  • Una selección de plantas que no crezcan exageradamente
  • Sustrato liviano, puede ser compost, turba y vermiculita
  • Trozos de esponja un poco más anchos que el pico de las botellas
  • Tela, papel oscuro o pintura de pizarrón.
  • Tijera o taladro
  • Un tornillo y tuerca

Procedimiento

Este jardín colgante con sistema de riego contará con 12 macetas, las botellas de la primera línea serán las encargadas de alimentar con agua mientras que las últimas nos servirán para reciclar esa misma agua.

Es por ello que a un grupo de cuatro botellas no debes abrirles agujeros por la parte inferior; sólo a la tapa de ésta que irá unida a la última hilera macetero.

Abrir los agujeros en las botellas puede realizarse con tijera o, si lo prefieres; puedes congelar agua dentro de las botellas, esto te dará una superficie firme en donde trabajar con el taladro sin que colapse la botella.

Un agujero al frente, que es por donde plantaremos nuestras plantas y un agujero en la parte del fondo de la botella; también debes abrir hoyos a las tapas de las botellas.

La botella colectora (la del final) debe ir unida mediante un agujero central y utilizando el tornillo con tuerca para sujetarla a la última hilera de botellas invertidas; puedes utilizar silicona para afianzar esta unión.

Para dosificar el agua y evitar que la tierra tape los agujeros que harás a las tapas, colocar los trozos de esponja entre botella y botella.

¡Recuerda! Las raíces de las plantas son fotosensibles así que necesitas que no lleven sol directamente; para ello es la pintura de pizarrón o cualquier otra “pantalla” oscura que decidas utilizar. Así no tendrás que preocuparte si colocas este jardín colgante frente a una ventana y; también te servirá para escribir qué fue lo que plantaste, de seguro tú sabrás reconocer a tus plantas, pero puede que las otras personas en tu casa no.

¡Y recuerda! Estos no son procedimientos estándar que debes seguir al pie de la letra. Deja volar tu imaginación, piensa verde y construye tu propia huerta o jardín colgante. Aquí te compartimos un video tutorial de otra persona que también se animó.

Referencias

Más de 25 ideas increíbles sobre Jardines En Espacios Pequeños

17 Ideas geniales para el jardín en espacios pequeños

+ de 100 Fotos con ideas de Decoración de jardines

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

>

Compartir con un amigo