Manualidades hogareñas

Secretos de los estampados de porcelana

Hoy en día existen muchas opciones para poner modelos de estampados vistosos en porcelana.

Algunos de ellos, como la pintura decoupage, calcomanías y pinturas secas por aire como la Delta Air-Dry PermEnamel se encuentran al alcance de todas las personas hábiles con las manualidades.

Otras, como las impresiones de sublimación de tinta, impresiones de transferencia y el esmaltado a mano en altas temperaturas requieren una inversión sustancial en equipamiento.

Sin embargo, estas últimas son una buena opción para empresas bien equipadas y cooperativas de artistas.

Quienes quieran empezar en el mundo de la porcelana, a veces se les dificulta encontrar esta clase de información.

Pareciera que es un secreto muy bien guardado. Pero la verdad es que existen técnicas muy sencillas.

Solamente hay que saber buscar, pero aquí en Vista Casas te enseñaremos algunas de ellas.

Los mejores secretos de los estampados de porcelana

Los dos modos clásicos de poner motivos en porcelana, la pintura a mano y las impresiones de transferencia, todavía existen.

Además, hay una versión de alta tecnología de las calcomanías usadas comercialmente que consiste en planchas impresas con esmalte que luego se transfieren a la porcelana.

En cada caso, la cerámica debe estar a alta temperatura antes de pintarse, por lo menos a 6 conos.

El cono es una medida de la absorción de calor que resulta del calor aplicado a lo largo de un determinado tiempo. 6

Conos se traducen a entre 1185 y 1240 grados C (dependiendo de la velocidad del horno en calentarse).

Esas altas temperaturas producen esa calidad casi translúcida pero firme de la porcelana genuina.

Luego la pieza es decorada y ligeramente calentada en repetidos momentos para derretir y fundir los vidriados a la porcelana.

Pero en sí, ¿qué es la porcelana?

A propósito, el término “porcelana” ha sido aplicado cada vez más ampliamente a medida que se fueron desarrollando nuevas técnicas.

Pida a cualquier alfarero que le defina “porcelana” y él probablemente le dará la definición clásica.

Para un alfarero, la porcelana genuina es una arcilla blanca calentada a altas temperaturas (6 conos o más) que es en alguna medida translúcida.

Posee una gran proporción de arcilla de caolín, siendo el resto principalmente feldespato y sílice. Esta composición basada en arcilla explica el reflejo blanco propio de la porcelana.

Las porcelanas son consideradas unas obras de artes. “Porcellana” así las llamó Marco Polo cuando las vio por primera vez.

Estas piezas tienen origen en China, y son conocidas bajo el nombre tzu. Y están compuestas por:

  • Caolín
  • Frita vidriosa
  • Polvo de alabastro y de mármol
  • Óxidos: de potasio, de aluminio y de magnesio

La porcelana fina y bien fabricada se caracteriza por su finura y transparencia tras la cocción.

Una técnica fácil

Una de las técnicas para estampar la porcelana, la cual se usaba en la antigua China y que aún se sigue usando es la pintura a mano.

En la antigüedad se usaba una mezcla de pigmentos naturales con miel de abeja, específicamente la cera de los panales se usaba para una mejor pigmentación y adhesión.

Actualmente, existen diferentes tipos de pinturas para la porcelana que permite una coloración uniforme.

Sin embargo, se debe tener un cierto conocimiento de pintura para realizar una impresión en la pieza.

Si vemos las porcelanas de la antigua China vemos que tienen unos diseños delicados y bien manejados.

Pero esto también depende de la mano que la maneje. Existen diferentes técnicas para realizar el estampado en la porcelana.

El procedimiento

Lo primero que debemos hacer es limpiar la porcelana con alcohol, de esta manera podremos eliminar cualquier tipo de suciedad o residuos.

Al eliminar estos residuos lograremos que la pintura se adhiera fácilmente a la superficie y así decorarla.

Debes recordar que la porcelana debe estar caliente para realizar este proceso, sin embargo, existen cerámicas que no necesitan estar caliente para realizar este proceso.

Siguiendo con esta idea, lo segundo que debes hacer es conseguir un diseño de tu preferencia. Puedes buscar diferentes modelos en la web o sino realizar uno original.

Luego, debes colocar la plantilla en la porcelana, pegándola para hacer más fácil el traspaso y repasar con un lápiz para así transferir el dibujo.

Para finalizar comienza a pintar. Puedes utilizar pigmentos especiales para la cerámica; estos son resistentes al agua y podrás lavar la porcelana sin que la pintura se caiga o desconche.

Es importante que dejes secar. Luego de esto, debes darle una segunda mano, pero esta vez, se tiene que colocar más tinta al pincel, para que de esta forma se pueda crear más volumen y relieve.

Lo importante de la pintura o estampado de la porcelana no es solamente su delicada técnica, sino también su relieve.

Es por eso que es muy importante la segunda mano, ya que esta determina esta pieza clave del estampado de porcelana.

Y por último, el paso más importante, el secado, ya que este nos permitirá que la pintura se fije de una manera correcta y uniforme.

Existen dos formas de secado. La primera es el proceso más largo, el cual consiste dejar secar la pintura por 21 días antes de usar la porcelana, pero antes se debe lavar.

Y la segunda técnica de secado es, dejarla reposar por 48 horas y luego introducir la taza en el horno, sin estar precalentado, durante unos 30 minutos a una temperatura de 160ºC.

Luego de que haya pasado ese tiempo apagar el horno y dejar que la taza se enfríe por completo en el horno.

La serigrafía como segunda técnica

Esta técnica milenaria es una de las más usadas actualmente y no ha pasado de moda.

Sin embargo, sólo es conocida en los círculos artísticos; si eres un aficionado es posible que no la conozcas.

Pero, la serigrafía permite de una manera limpia traspasar cualquier imagen a la cerámica.

Lo primero que debes hacer es tu malla. Esta se usa para realizar la transferencia entre el estampado y la cerámica.

Esta técnica se llama impresión, y se utiliza el film para realizarlo, y consiste de una lámina de film azul metalizado muy fina, y se usa en conjunto con el adhesivo.

De esta forma cuando se aplica el calor, sólo se imprimen aquellas partes que están adhesivas al film.

Es decir, se debe imprimir primero lo que queremos transferir, con adhesivo tf, luego debemos secar el pegamento al tacto, poco a poco con la plancha.

Cuando ya está seco al tacto, se aplica la lámina de film sobre el pegamento y se prepara la plancha

El resultado final es que el film se quedará pegado al adhesivo y se imprimirá el diseño que queríamos.

Muchas veces no se necesita calor, sobre todo si lo haces manualmente. Si estás usando la malla luego de colocarle la pintura, puedes retirarla.

Ese film lo aplicas directo a la porcelana, tratando de que quede lo más liso posible, luego lo retiras y listo.

Ya habrás transferido tu pintura a la porcelana.

Esta técnica es fácil y sencilla. No debes tener muchos conocimientos de pinturas y porcelana para realizarla.

Lo que sí es importante es seguir con el proceso de secado para así evitar que la pintura se caiga rápidamente.

Puedes transferir y pintar desde cerámicas, porcelanas hasta barro con estás técnicas. Sólo necesitas ponerlo en práctica.

Referencias

Tendencias: Estampado porcelana | The Style Rack

Cómo estampar en porcelana. Tutorial

Tendencia: cómo usar el estampado de porcelana

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

  • Me llamo carmona gustavo tengo un taller de ceramica y ando buscando tecnologia para estampar tazas, etc. Si tenen algun dato donde conseguirla se lo agradeceria

  • >

    Compartir con un amigo