Niños

¿Cómo saber si mi hijo necesita terapia?

Hoy en día, es difícil determinar si su hijo debería ir a terapia o no. Es complicado para los padres pensar que sus hijos pueden tener un problema. Después de todo, hasta entrar en la adolescencia, ellos les permiten que los cuiden. Ellos le avisaban cuando las cosas no estaban bien. Usted lidió con sus necesidades a lo largo de sus vidas. Pero ahora, deberá preguntarse si sus hijos necesitan terapia para adolescentes. Para saber si realmente sus hijos necesitan ayuda, deberá hacerse las siguientes preguntas.

Psicología infantil
¿Qué cosas han cambiado en mi hijo que me tienen preocupado? Si usted estuviera preocupado por su salud física, sin duda lo haría revisar por un doctor, ¿no es verdad? Entonces, si su salud emocional es la que tiene problemas, deberá llevarlo a terapia para adolescentes. ¿Su hijo presenta problemas para comer, para socializar o tiene problemas de conducta en la escuela? Cualquiera de estos problemas no son normales. Si su hijo está teniendo problemas, especialmente en el colegio, la terapia lo puede ayudar.

¿Sabe si su hijo acostumbra beber, drogarse, tener sexo o estar deprimido? Si sabe que hace alguna de estas cosas, no hay dudas acerca de su necesidad de asistir a terapia antes que estas circunstancias le arruinen la vida. Si usted está al tanto de estas cosas, quiere decir que probablemente han ido demasiado lejos. ¿Quiere que su hijo tenga las mejores habilidades como para poder tomar las decisiones correctas? Incluso si siente que su hijo no presenta grandes problemas, la terapia para adolescentes lo ayudará a mantener las cosas de esta manera.

La terapia para jóvenes puede ser una bendición para su hijo. Incluso si la odia y no quiere ir, puede ayudarlo a darse cuenta que usted se preocupa por su bienestar. Lo ayudará a saber qué hacer y cómo reaccionar con su vida. Al escuchar de otro adulto las cosas que están bien y las que no lo ayudarán a fortalecer el entendimiento y la fe que tiene con usted. La terapia para adolescentes no deberá ser un castigo entonces, sino una forma de seguridad para su hijo.

Indicadores del consumo de drogas en adolescentes

Hoy en día el consumo de drogas entre adolescentes está en aumento, en especial desde que aparecieron las drogas de boliches y la rápida difusión de las metanfetaminas. Los adolescentes están cada vez más expuestos a más y más oportunidades donde se presente la posibilidad de consumir drogas ya sea porque las mismas están cada vez más disponibles, así como por el hecho de que muchos padres trabajan y dejan a sus hijos solos en sus casas sin control alguno.

Los padres deben estar al tanto de lo que hacen sus hijos para poder ser capaces de detectar posibles indicios de que estén consumiendo drogas. Mientras que algunos signos de alerta pueden ser indicadores de depresión, hay muchos otros que son más propios del consumo de drogas.

La página Web “parentingteen.com” cita numerosos ejemplos de señales de alerta tanto para el hogar como para el colegio.

Dichos signos incluyen

• Cambios de amistades repentinos.
• Una baja significativa en el rendimiento escolar.
• Fatiga, pérdida del interés en los asuntos familiares.
• Agresiones físicas y verbales hacia otros (en especial hacia aquellas seres más queridos).
• Mentiras, infelicidad, cambios en la apariencia y en el comportamiento.

Así hay muchos más signos que podrían hacerlo sospechar sobre el posible consumo de drogas. Trate de estar alerta y de observar a su hijo de manera que pueda percibir cualquier cambio repentino. Si su adolescente está pasando demasiado tiempo en su habitación, entonces tome usted la iniciativa para pasar más tiempo con él o ella aunque sea en su habitación viendo televisión. De esta forma mejorará el vínculo y podrá incentivarlo a que se abra y hable de sus cosas con usted.

Consumo de drogas en adolescentes

El consumo de drogas entre adolescentes ha sido un problema universal desde siempre. La forma de evitar que este sea también su problema es hablando con su hijo y haciéndole saber que usted tendrá tolerancia cero en torno al tema de las drogas. Dígale que las drogas nunca serán bien recibidas en su hogar y, a su vez, siempre recuérdele cuánto lo ama.

Los adolescentes y el alcohol: consejos

Es lo normal en cualquier fiesta de fin de semana: una caja de cervezas, varios licores fuertes y varias bebidas mezcladas. El alcohol está en todos lados hoy en día, y los adolescentes (al igual que los adultos) no pueden dejar de tomarlo. Los adolescentes se están emborrachado casi todos los fines de semanas durante el año escolar y más durante el verano.

¿Pero por qué insisten los adolescentes en tomar tanto? ¿Acaso tiene que ver con la presión del entorno? ¿Es acaso lo excitante de hacer algo ilegal? ¿Piensan que podrá hacerlos más simpáticos a los ojos de los otros? Probablemente sea una o todas estas razones. Los adolescentes son fácilmente presionados para hacer cosas. Casi todos ellos quieren ser aceptados y podrán hacer casi cualquier cosa para lograr ganar esta aceptación. Hasta los estudiantes más inteligentes de la escuela pueden fácilmente ceder a la presión del entorno, bebiendo, drogándose y teniendo sexo sin protección.

La mayoría de los padres no quisiera pensar que su hijo será el que ceda. “Mi hijo es más inteligente que eso”, dicen. Mientras que es bastante probable que su hijo sea muy inteligente, se requiere una persona de una voluntad muy fuerte para decir que “no”. El hecho es que la mayoría de las adolescentes podrán ceder a la presión del entorno en algún momento u otro, ya sea con el alcohol o con algún otro tipo de cosa.

Los padres necesitan estar alertas al momento de ver a sus adolescentes. Asegúrese de saber dónde están yendo y verifique que los padres de aquellos niños estén ahí también. Esto podrá asegurar que no se tome en el lugar, aunque todavía hay una posibilidad. Asegurarse de que su adolescente conozca las consecuencias y peligros de la sobre consumición de alcohol, como los problemas al hígado y el envenenamiento por alcohol. Los adolescentes usualmente tendrán una diferente actitud si sus padres les explican los efectos del alcohol. Los padres funcionan mucho mejor que la clase de salud en la escuela, y pueden tener un trato más personal con sus hijos.

Claves para comunicarse efectivamente con niños y adolescentes

Absténgase de imponer sus ideas: los padres tienden a imponer sus pensamientos de manera consciente o inconsciente. Esto arruina el propósito de la conversación. En vez de poder reforzar sus creencias en el niño, tenga paciencia y explique su manera de ver las cosas. Probablemente su hijo tarde o temprano podrá escucharlo y también podrá compartir su opinión. Demuestre estar de acuerdo con las opiniones de su hijo que piensa que son acertadas. Un acercamiento democrático siempre es mejor que un acercamiento autoritario.

Preste atención: mientras conversa con su hijo preste mucha atención y deje que él o ella sea el centro de todo. Mantenga un contacto visual constante e interésese en todo lo que su hijo tenga para decir. Evite atender llamadas, prender la televisión o mirar una revista. Sea un buen receptor y dele a su hijo el mensaje de que todo lo que está compartiendo con usted es importante y que usted lo aprecia.

Introduzca palabras de aliento: cuando su hijo comparta con usted asegúrese de agradecérselo. Esto podrá no sólo darle a su hijo el mensaje positivo de que usted es receptivo, sino que también lo hará más abierto y podrá hacer que hable más con usted. Las oraciones de aliento como “estoy muy contento de que compartas esta información conmigo” o “amo hablar contigo. Debemos hacer esto más seguido” podrán inspirar a su hijo a continuar hablando con usted. Reconozca el hecho de que su hijo le ha guardado cosas que tal vez esté considerando altamente personales. Recuerde, también puede invitar a la conversación, eso significa que todavía le importa.

Mantenga el respeto en todo momento: evite menospreciar a su hijo de cualquier manera. Si él o ella admite haber hecho algo que a usted no le gusta, no lo insulte. Mientras conversa permita que le digan cualquier cosa. Manténgase calmado en todo momento. Encuentre soluciones en conjunto. Cuando usted llegue a la solución haga dos simples preguntas: “estás dispuesto a…” y “podrás comprometerte a…”.

Juegos que desarrollan las habilidades emocionales de los niños

El mundo de los negocios está descubriendo que las personas más exitosas poseen una cosa en común: la habilidad para tratar con la gente. Pero los empleados exitosos no aprenden sus habilidades cuando entran al mundo del trabajo; la aprenden a una edad temprana. Como padre, se preguntará cómo puede ayudar a su hijo desarrolle aquellas habilidades emocionales que necesitará para atravesar los problemas de la vida y para que sea exitoso en su futura carrera.

Desarrolle la inteligencia emocional de su niño
Es un desafío, pero un fabricante de juegos ha hecho unos juegos de mesa que facilitará el desarrollo de la “inteligencia emocional”. Los padres que buscan maneras de abordar temas complicados; que pretenden enseñar a sus hijos acerca de cualidades como empatía, resolución de problemas, asertividad y buenos modales; o aquellos que simplemente quieren divertirse en familia, encontrarán muchas posibilidades con los productos de Oikos Global:

* Juegos Oikos de Niveles de 1 a 3: A través del juego activo, los niños aprenderán estrategias positivas para lidiar con situaciones emocionales comunes relacionadas con el enojo, la agresión, el miedo y el conflicto.

* 31 Días de principios para triunfar, para niños y adolescentes: Cada tarjeta contiene un principio para triunfar, como por ejemplo “conozca su propósito” o “sea persistente” – y una mini-biografía de una persona famosa que haya usado ese principio.

* 31 Días de afirmaciones positivas para niños y adolescentes: Cada tarjeta contiene una afirmación para leer cada día. La intención es que los niños se centren en sus puntos fuertes y atributos positivos.

Oikos Global también ofrece juegos divertidos para toda la familia como el Fikloo, un juego de fiesta con instrucciones locas y Wordigy, un juego de palabras educacional y desafiante. Los juegos y actividades de Oikos hacen que su hijo piense un poco más allá que el último video juego o DVD. También sirven como buenos regalos para las fiestas, cumpleaños y graduaciones.

Ayudando a que su niño evite fumar

¿Qué haría usted si su hijo o hija deciden empezar a fumar?
Tal vez su hijo ya fume. Tal vez usted es un fumador y espera que su hijo no levanta el mismo hábito. Tal vez no haya historias de fumadores en su familia, pero teme que los amigos de su hijo sirvan como una mala influencia.

Todos los días en los Estados Unidos 1500 niños se convierten en fumadores regulares, de los cuales un tercio morirá de manera prematura como resultado. Mucha gente joven empieza a fumar a través de la presión de sus pares o porque ven a sus padres o adultos haciéndolo.

Para los padres que quieren dejar de fumar, que quieran fijar un buen ejemplo para sus hijos, o para cualquiera que quiera dejar el hábito, hay una compañía que tiene un acercamiento único que garantiza ayudar a dejar de fumar.

Fumadores seguros ha creado a Bravo, un producto para dejar de fumar que se hace con hojas de lechuga. Tiene todas las características de un cigarrillo de tabaco con tres diferencias claves: no hay nicotina, no hay tabaco y no hay ninguno de los cancerígenos peligrosos derivados de los aditivos encontrados en los cigarrillos comerciales de tabaco.

Con este producto, los fumadores tendrán la experiencia de fumar un cigarrillo pero sin la mayoría de los efectos dañinos de los cigarrillos de tabaco. Las personas que utilizan este tipo de productos pueden eventualmente limpiar sus cuerpos de nicotina.

El tabaco utilizado es la primer causa de muerte en la nación, llevándose la vida de más de 400,000 personas y costando más de 180,000 millones en cuentas de salud y productividad perdida. Cerca del 90% de todos los fumadores empiezan con este hábito a los 18 años.

Los estudios clínicos han evidenciado la relativa seguridad del producto Bravo cuando se lo compara con los cigarrillos de tabaco.

Autoestima y adolescencia: una relación complicada

La interacción con su hijo adolescente le permitirá acceder a información sobre cualquier problema que él o ella pueda tener, e intentar remediar estas situaciones. A menudo, los adolescentes son muy sensibles acerca de su apariencia, debido al acné y otras cuestiones. Si este es el caso, considere pedir un turno con un dermatólogo que pueda ayudar a remediar la situación. Del mismo modo, su hijo puede estar interesado en cambiar su apariencia para adaptarse mejor a una identidad, pero pueden dudar en pedirles ayuda a los padres. Recuerde, los adolescentes están en la línea entre el niño y el adulto joven.

Autoestima y asolescencia
Aunque pueda anhelar a ser un adulto, el niño todavía necesita la tranquilidad de un padre. Si usted como padre siente que la transformación física solicitada no beneficiará a su hijo, hágaselo saber. A menudo, los adolescentes están buscando ser escandalosos para empujar los límites establecidos por los padres. En lugar de bajar la autoestima del adolescente, intente crear una atmósfera de debate y compromiso.

La comunicación abierta debe enfatizarse lo suficiente. Tómese el tiempo para hablar con su hijo adolescente acerca de sus amigos, clases, actividades o intereses. Enséñele a su hijo a destacar lo positivo en lugar de centrarse en los atributos que consideren débiles o negativos. Inculque el sentido de autoestima desde una edad muy joven, esta continuará con su hijo cuando él o ella crezca.

También puede inscribir a su hijo en clases de formación de autoestima o en actividades extracurriculares para fomentar su autoestima. Cualquiera que sea el caso, tomar una parte activa en la vida de su hijo es la mejor manera de verlos a través de esta época de transición de sus vidas con una autoestima intacta.

Esté ahí cuando su hijo lo necesite

Encontrar el tiempo para poder crear un lazo con su hijo es una cosa importante, y también difícil. Con un trabajo demandante, citas apresuradas y sólo 24 horas al día para gastar, no es poco usual que los padres no puedan encontrar tiempo para jugar con sus hijos.

El padre promedio se levantará temprano por la mañana, tomará su desayuno y se irá al trabajo de nueve a cinco, yéndose de manera temprana de la casa mientras el niño todavía está durmiendo. Cuando los niños están despiertos y en el hogar, el está en la oficina o trabajando en el campo. Y cuando él vuelve a casa, especialmente si trabaja horas extras, será muy tarde y el niño ya estará durmiendo de vuelta en la cama.

El dilema de un padre es de hecho poder encontrar el tiempo para gastar con su hijo y poder crear un lazo y una relación que pueda durar.

Una relación requiere tiempo para ser formada. Requiere ser nutrida. Requiere cuidado y atención para poder establecer y entender las necesidades del niño.

¿Qué debería hacer un padre entonces?

Considere alguno de estos consejos que funcionarán con la mayoría de los padres:
Deliberadamente establezca una porción de su tiempo semanal para pasarlo con su hijo. Planifique por adelantado para asegurarse de que el tiempo pasado con su hijo sea tiempo de calidad. Dedique el tiempo con su hijo solamente para disfrutar el tiempo gastado con él y olvídese acerca de cualquier otro negocio que tenga en mente en todo momento. Comparta experiencias, habilidades y transfiera conocimientos hacia su hijo. Considere a su hijo como una réplica de usted mismo hace muchos años cuando usted tenía su edad. Así podrá entender de mejor manera lo que deberá hacer para proyectar las experiencias y el entendimiento hacia un niño de su edad.

Establecer una relación con su hijo requiere esfuerzo, tiempo y prioridad. No hay salida y no hay sustitutos. Pero en el proceso usted podrá encontrar mucha alegría al saber que ha creado un lazo con su hijo y ha disfrutado de su confianza y compañía. Él, por otro lado, habrá encontrado en usted a un padre y a un amigo.

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

  • DONDE PUEDO ENCONTRAR A UN TERAPEUTA CORRECTO… PARA QUE HABLE CON MI HIJA Y CONMIGO…

  • bunas noches necesito con urgencia que recomienden un terapeuta muy bueno para yebar a mi hijo

  • >

    Compartir con un amigo