Decoracion

Guía para la decoración de hogares del siglo XXI

La costumbre de decorar apropiada y harmoniosamente un hogar, con un estilo interior que combine con los muebles, se ha ido perdiendo durante el presente siglo, probablemente debido a la indiferencia de los arquitectos de la época a estas porciones subsidiarias (pero necesarias) de su trabajo, o quizás debido a motivos económicos (bajo esta perspectiva, por ser más baratos, es preferible una mesada pintada artificialmente como si fuera madera, con efectos decorativos producidos por el empapelado, que verdaderas piezas de madera sólida y de buena calidad, molduras arquitectónicas, y verdaderos paneles en las puertas). Es por estas razones que los muebles se independizaron del diseño y “empezaron a contar como un arte en sí mismo” que puede pesar “por sí solo”.

Decoración de hogares Siglo XXI


Terminaciones conservadoras de interiores

Los interiores, entregados en blanco por el constructor, pueden ser llenados con elementos traídos de la tapicería, la tienda de curiosidades o elementos comprados en subastas. Pero el toque final lo conseguirá en algún invernadero o en la tienda del florista más cercano, para poder logar una mezcla que caracterice el estilo de la habitación.

Existe en muchos casos una individualidad adquirida a partir del estilo de amueblar desordenado o “a la caja de sastre”: Una cajonera que recuerda a su dueño un viaje por Italia, el banco pintoresco traído de Tánger, y la tela bordada para el piano traída desde España pueden ser recuerdos agradables para aquellas personas que viajan, y pueden también serlo los regalos de los amigos (cuando estos tienen el gusto y el juicio adecuados): pantallas para lámparas, floreros, o incluso fotografías. La prueba final para semejante arreglo de la habitación es pensar la cantidad de juicio y de discreción que se han utilizado. Dos ejemplos favorables de estos estilos, representando el interior de una antigua cantina, en la casa Sandringham son reproducidos a continuación.

¿Cómo ha sido influenciada la decoración de interiores por la herencia?

En la actualidad existe una ambición por parte de ciertas personas adineradas por imitar el efecto que producían las casas de familias antiguas en las que, por generaciones, artículos valiosos y memorables se fueron acumulando (fotos, platería, adornos, etc.). Pero cuando tales bienes no se pueden heredar, la costumbre actual es ir comprando (o “coleccionando”) muchos muebles de estilos y períodos diversos hasta dejar la habitación atestada y sumamente incongruente; una muestra de ostentación más que de buen gusto. De todas maneras, esto suele ocurrir porque estos coleccionistas deben tomar sus decisiones precipitadamente, en los breves intervalos que una ajetreada vida política o comercial le permiten; y como deben procurar muchos elementos en un corto período de tiempo, se vuelve imposible crear un estilo unificado; en su lugar, se utiliza una reproducción de un viejo patrón, más efectivo y más económico (con todas las fallas que estos productos puedan traer) que luego es agregado al conglomerado de artículos, ocupando más espacio aún.

El espacio limitado para construir casas en el suelo es demasiado valioso como para que se permitan halls espaciosos y apartamentos amplios, volviendo esta falta de discreción y de buen juicio algo más objetable. No puede haber duda en cuanto a que la voluntad de cuidado y el cuidado en la elección de los muebles por parte del público comprador afecta al carácter de los muebles mismos, tanto en el diseño como en su producción.

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

>