Manualidades hogareñas

Haciendo títeres en casa

Un títere es el mejor vehículo para embarcarse en un viaje de fantasía imaginando historias y dándole vida personajes tan fantásticos; que ni los mejores guionistas de Hollywood han imaginado nunca. Y es que, tener una obra de títeres en casa; es mejor que ir al cine y aun mejor que gastar dinero en costosos juguetes modernos. De hecho, en Visita Casas nos encantan todas las actividades que se pueden hacer en familia; y que nos permiten explayar la creatividad, pero hoy queremos hablarte de títeres.

¿Por qué títeres? Pues porque ellos nos permiten recrear esas fantásticas historias que tanto nos encantan; pero al mismo tiempo nos dan la libertad de imaginar nuestras propias tramas y desenlaces. Jugar con títeres y marionetas es escribir nosotros mismos la historia; una que tal vez solo suceda esa vez y nunca más, pero que se quedará grabada en las mentes y los corazones de nuestra familia. Así que, ¡¿qué te parece si aprendes hoy cómo hacer un títere?!

De la imaginación, a la goma espuma y cartón

Exacto, con una simple frase te acabamos de revelar cuál es el ingrediente principal para crear todo títere. Aunque pueden ser tan complejos como quieras, lo cierto es que, una vez aprendes; te verás a ti misma haciendo títeres en casa con cualquier cosa.

De seguro desecharás muchos, pero la idea que te inspiró esos prototipos toscos; de seguro que crecerá en ti, hasta convertirse en otro hermoso miembro del equipo. Después de todo, cada uno de los títeres y marionetas que creamos; son miembros del staff de nuestras obras teatrales de los domingos por la noche.

Sin embargo, ¿qué te parece si hacemos una lista más detallada de los materiales que necesitarás?

Esta vez no haremos un simple títere a partir de un calcetín; hoy nuestras ambiciones son más grandes, así que vamos por un nuevo aliado con verdadera estética y personalidad.

Materiales para hacer un títere de aspecto mágico

Como ya lo habrás podido deducir, goma espuma y cartón son las bases de todo buen títere. Ambos materiales ofrecen una gran estructura firme, pero a la vez manejable; y la manejabilidad es clave para que nuestro títere pase de ser un simple muñeco manipulado por nosotros, a un ente que prácticamente cobra vida.

No obstante, más allá de esos dos materiales principales, la lista es un poco extensa; por lo que vamos a enumerar cada uno de ellos y repasaremos brevemente para qué necesitaremos cada uno. Tal vez, al ver esta lista, notes que puedes prescindir de algún material; o prefieras suplantarlo con otro. Todo se resume a utilizar esos elementos que tenemos a la mano y disfrutar la tarde haciendo títeres en casa.

Fieltro

Los colores básicos que estaremos utilizando para este material serán: blanco, negro, rojo, rosa. Este material es el que utilizaremos para la boca y también puede utilizarse para los ojos.

Pero recuerda, hay muchas maneras de hacer ojos para los títeres; por lo que no tienes que limitarte al fieltro. Ojos tridimensionales con goma espuma o; ojos con movimiento de los que consigues en tu tienda de manualidades, ambas opciones son más que válidas también.

Pegamento

Aquí debes decidir entre silicona caliente, silicona fría, pega blanca y pegamento de zapatero.

Más adelante te mostraremos una alternativa de construcción en la que se utilizan materiales como pintura en aerosol y pegamento de zapatero; pero esta no es la única manera de hacer nuestro títere.

La silicona también es muy útil para pegar la goma espuma y la ropa de nuestra marioneta. Por otra parte, puedes utilizar pintura de tela para la goma espuma y; no es estrictamente necesaria la pega de zapatero.

Máquina de costura

Aunque utilizar una máquina de costura te ayudará a acelerar el proceso; la silicona también puede ser de gran utilidad para tenerlo todo listo en una tarde.

Dependiendo de la complejidad del títere que quieras hacer, podrás necesitar o no necesitar la máquina de coser; así que no te preocupes por ahora. Lo importante es que trabajes bien con los patrones de construcción que te dejaremos. Puedes encontrarlos en el apartado de referencias.

Otros materiales básicos

Tijeras, rotuladores, estambre, un pincel grueso.

Paso a paso, dándole forma a nuestro nuevo miembro de equipo

Como una imagen dice más que mil palabras, a continuación, te damos dos videos en los que podrás apreciar cómo construir la piel del títere; así como también el cráneo.

Recuerda, esta no es la única manera; pero vamos a sentar unas bases sólidas antes de seguir avanzando. Al final, lo importante es que prestes especial atención a nuestros consejos; pero que agregues algo de tu creatividad.

Creando la cabeza de nuestro títere

Como pudiste ver en el video, no solo se utilizan los materiales básicos que mencionamos; sino que se le pueden agregar todo tipo de detalles.

El uso de maquillaje cuando se hace un títere de género femenino; le agrega un toque de realismo inigualable que no se podría lograr de otra manera.

Aunque el maquillaje no penetra en la goma espuma de la misma manera que lo hace en la piel; el resultado final en verdad logra la ilusión de que nuestro títere está más que vivo.

Recuerda, aunque los diálogos y la forma en que hacemos interactuar a nuestros títeres entre sí es lo que les da vida; este tipo de añadidos siempre suman más calidad al trabajo. Claro que, cada cierto tiempo es necesario retocarles el maquillaje.

Otro detalle que siempre utilizamos en Visita Casas y que nos muestra el video; es pegarle tanto dientes como pestañas a nuestros títeres. Aunque los ojos sin pestañas no lucen mal, colocárselas a esos títeres femeninos es definitivamente un gran plus.

Los brazos y el torso de nuestro títere

Que nuestro títere tenga un torso y brazos; hará que utilizarlo sea una experiencia totalmente distinta, tanto para quien lo manipula, como para quien observa al títere.

Un torso y dos brazos tampoco son muy difíciles de manejar; no es algo que requiera un grado superior de experticia ni un espacio muy acondicionado. Es por ello que, aunque sí reconocemos lo atractivo que son esos títeres con piernas; los cuales parecen una persona viva cuando el titiritero mueve los hilos. Lo mejor, si eres principiante; es no complicar mucho las cosas.

Manejar un títere desde una perspectiva superior no es algo fácil. Mucho menos si debes mover sus piernas.

Lo bueno del video que acabamos de ver, es que no solo ya sabes cómo hacer la “piel” de tu títere; sino que abordamos otra forma de confeccionar el cráneo, que luego va dentro de lo que será la piel.

Para el aspecto de los brazos, más allá de dividirlo en dos para que la zona del codo luzca más verídico; puedes simplemente limitarte a darle ese “realismo” a un único brazo.

Recuerda que muchos títeres pueden tener un brazo estático si se utiliza un alambre para mantenerlo siempre en una única posición. Esta idea puede disimularse muy bien si se le coloca algún objeto al títere; ya sea un libro, un celular o una mascota como un gato que siempre esté en su regazo.

Agregando los detalles finales

Hablamos de agregar un elemento adicional para disimular el brazo estático. Pero ya viste que además de un cráneo y un torso con brazos; existen otros detalles menores que harán de nuestro nuevo miembro de quipo, algo sencillamente fuera de lo común.

Mientras estés haciendo títeres en casa, pregúntate ¿qué rasgo personal le puedo dar a este?

La mejor forma de lograr esas ideas brillantes, es sacándolas del mundo real. Para este punto, el estambre será tu mejor aliado. Y es que no importa el color de la piel de tu títere, utilizando estambre de varios colores; puedes hacer que dos marionetas hechas a base de un mismo patrón luzcan totalmente diferentes.

Un ejemplo claro de que esto se puede lograr, son los dibujos japoneses. El popular estilo manga, al igual que otros estilos de dibujo; utiliza un truco muy obvio, pero con geniales resultados: lo único que cambian es la paleta de colores y la forma del cabello.

Es decir, todos los personajes, si los vemos a blanco y negro y sin cabello; resultan exactamente el mismo. Pues esta técnica de diversificación puede trasladarse a las marionetas añadiendo detalles. Aquí te damos una lista de cosas que puedes hacer.

Bigote o barba

Por sencillo que parezca este detalle, la cantidad de posibilidades distintas en las que puedes agregar vello facial a tu títere son más de las que puedes contar.

Recuerda, el estambre puede adquirir muchas formas frondosas con la técnica que puedes observar en uno de los videos anteriores. Y esa misma técnica puedes trasladarse a un buen fajo de estambre blanco para hacer un gran bigote.

Del mismo modo, tiras negras y cortas pegadas a los lados del rostro de tu títere le darán una barba muy limpia y moderna. Logrando así dos personajes totalmente distintos que podrían ser padre e hijo.

Utiliza ropa vieja para vestir a tus títeres

Algunos niños se sienten un poco intimidados por los títeres. Tristemente, a muchos les puede dar miedo la simple idea de tocarlo. No obstante, este obstáculo se puede superar de una manera más allá del juego.

Utilizando ropa vieja de tus hijos o tuya, le darás a tus títeres un aroma y apariencia familiar; literalmente.

Antes de utilizar pintura en aerosol o pintura de tela; utiliza retazos de tela para vestir al títere, no te preocupes por el “color” de su piel. También utiliza otros trozos de tela para añadir elementos como una pulsera o reloj. Lo ideal es que el títere no tenga ningún elemento tóxico o que desprenda un olor incómodo; así que evita la pega de zapatero.

Crea una versión en títere de alguien cercano

Nuevamente, y pensando en los más pequeños para que no les teman a los títeres; la idea de hacer una versión en títere de un familiar o amigo que esté lejos ¡resulta una gran estrategia!

En conjunto con el títere pueden crear historias nuevas o revivir historias fantásticas por las cuales pasaron. Lo mejor de hacer este tipo de títeres es que, cuando los visite esa persona que inspiró la marioneta; podrán tener un espectáculo fuera de serie.

Pero lo más importante de todo es no olvidar lo mágicos que pueden ser estos aliados del espectáculo. Desde la antigua china se han utilizado títeres para recrear eventos de la historia, por lo que, sin sombra de duda; podemos decir que es una actividad recreativa que tiene más de 3000 años de antigüedad.

Educa a tu familia y explota tu creatividad a través de los títeres. Estos pequeñines son más que un simple juego; nos dejan un sentimiento de plenitud y nos recuerdan lo maravilloso que es imaginar.

Referencias:

  1. Manualidades para niños: ideas para hacer títeres en casa
  2. Titeres con calcetines
  3. Diviértete haciendo títeres
  4. 3 formas de hacer un títere con un calcetín
  5. Cómo hacer un títere con una media
Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

>

Compartir con un amigo