Decoración del hogar

Puertas francesas: lo que mejor le sirve a su casa

Si estás buscando poder generar un impacto único o mejorar el atractivo del exterior de la apariencia de tu casa, entonces luna puerta francesa será la manera más idónea de hacerlo. Algunos propietarios eligen instalar las puertas francesas en el interior de sus casas y utilizarlas para proveer acceso formal para ciertos lugares. Las puertas francesas instaladas en el exterior usualmente dan hacia el jardín o al patio. Es un acercamiento diseñado para poder traer el exterior hacia adentro.

Las puertas francesas proveen un sentido de amor artístico fácil de asociar con una foto glamorosa de alguna revista Premium. Pueden ser reformadas, cortadas y medidas para poder entrar en cualquier lugar, lo que incluye las esquinas de la casa. Son sin duda alguna una de las mejores herencias estéticas que nos ha dejado la cultura de Francia; y sus usos además de las variables y transformaciones que han sufrido con el paso de los años, las convierten hoy en una opción inigualable para dar ese último toque de elegancia y categoría a la vivienda ¿quieres saber cómo, cuándo y dónde utilizarlas? Pues aquí tenemos todas esas respuestas.

Una puerta a otro mundo

Francia es sin duda un mundo diferente al que estamos acostumbrados, no sólo para ir unas vacaciones y hacer turismo; es en realidad un lugar en el que provoca quedarse y nunca más irse. El arte está arraigado a su concepto de decoración y, sus casas antiguas son una muestra de que su técnica es impecable y a prueba del paso del tiempo.

Las puertas vidriadas pertenecen a una de las más exquisitas piezas decorativas, artísticas y funcionales de la vida cotidiana dentro de una casa francesa. Sin embargo, debes tener en cuenta que una puerta vidriada como protección en la entrada principal puede ser vulnerable a ataques ya que reflejan cierto grado de fragilidad.

Adaptar el diseño de las puertas francesas a las condiciones actuales de vida es un paso clave para no comprometer la tranquilidad de nuestra familia y aun así tener una puerta hermosa que haga sentir bienvenidos a los invitados. Para ello debemos variar un poco los materiales que se usan de acuerdo a nuestras necesidades.

Eligiendo la puerta principal

Cuando de seguridad se trata, el acero es el material que ha entrado con más fuerza al mercado. No obstante, agregar paneles de vidrio a este tipo de puerta pierde sentido. Las más sólidas pueden llegar a pesar fácilmente 45 Kg, pero que podría menguar al agregar paneles de vidrio, aun así, podrías agregarlos sin comprometer la seguridad de los del hogar siempre y cuando escojas el material correcto.

El mejor vidrio a elegir para este tipo de puertas es el termo panel. Recuerda que con la puerta principal se buscan varios objetivos:

  • Seguridad
  • Protección acústica
  • Protección térmica
  • Dar una bienvenida de buen gusto

La puerta, así como la fachada en general en la zona de las ventanas, puede estar decorada y protegida con paneles vidriados de este tipo; su capacidad de dejar filtrar la luz no es tanta como la de un vidrio transparente en su totalidad. Pero eso no es problema, ya que también garantizará la privacidad de todos en el hogar.

Madera en la puerta principal

Debes tener en cuenta que, las puertas francesas son de madera y con paneles de vidrio. Si deseas optar por la opción más semejante a la auténtica puerta francesa, entonces deberías optar por las maderas más convenientes que se encuentran actualmente en el mercado:

  • Lenga
  • Raulí
  • Pino
  • Pino Oregón
  • Roble

Todas ofrecen un tono precioso pues sus colores naturales son muy hermosos, pero, si lo deseas, puedes utilizar pintura en ellas. Recuerda que al momento de elegir la pintura deberás elegir por un tono claro para que haga una verdadera remembranza a las puertas francesas originales.

Los paneles de vidrio deberán ser siempre amplios y con formas que emulen más la figura de un cuadrado que de otra forma geométrica. También deberías utilizar vidrio templado grueso; esto con el fin de evitar que queden bordes filosos en caso de que se rompa un panel.

Ten en cuenta que, a pesar de utilizar un vidrio grueso, no estarás renunciado a la entrada de luz natural, sin embargo; tal vez debas considerar la zona en la que vives. Recuerda que en Francia se comenzaron a utilizar este tipo de puertas y ventanas porque la cantidad de luz era muy poca y debían aprovechar cada oportunidad.

Los colores claros en la fachada como lo son el amarillo, blanco, azul cielo y otros más típicos de la Francia antigua; se deben a la misma razón. Los franceses buscaban una forma de dar más alegría, colorido e iluminación a sus espacios oscuros. Por eso sacrificaban un poco de “seguridad”

Puertas francesas internas

Cuando hablamos del interior de la casa es donde las cosas se ponen realmente interesantes y elegantes. Y es que estando dentro de la vivienda el ambiente que crear, la temática de la decoración y cualquier aspecto de la cultura francesa que venga a tu imaginación y que quieras implementar; todo ello se verá acentuado poderosamente por las puertas francesas, y en este caso no tendrás que preocuparte de la seguridad, por lo que podrás utilizar las más tradicionales.

La forma de arco es ideal para dar mayor elegancia a la sala principal o para unir los ambientes del recibidor y el comedor. Todo en blanco y aprovechando la oportunidad de incluir siempre que se pueda una doble puerta abatible en lugar de una sola.

Las puertas vidriadas solitarias eran más utilizadas en la zona de las cocinas pequeñas que conectaban con el jardín exterior. No obstante, el objetivo será siempre que puedas, incluir una puerta doble abatible de un color claro; siendo que los pomos y las bisagras hagan contraste con un color más oscuro como el bronce o incluso el color negro.

Características principales

La puerta francesa ideal no es sólo algo que separa dos ambientes, más bien los une; por ello crear una sensación de límite es algo que se busca minimizar. Notarás que en las puertas tradicionales que se utilizan en los cuartos, la distancia entre el marco de la puerta y la pared es mínima, sin embargo; una puerta francesa cuenta con un marco que sigue la misma línea vidriada que ambos elementos abatibles.

Es decir, las puertas como tal nunca van unidas directamente a la pared, sino que existe un proceso de “transformación” desde la madera, pasando muchas veces por columnas ornamentales, el marco vidriado; y por último la doble puerta abatible.

También debes tomar las precauciones necesarias ya que, a pesar de ser un vidrio resistente; es vulnerable a recibir puntapiés constantes. Por ello, las puertas francesas más utilizadas (sobre todo si en la casa hay niños); es aquella que guarda una estructura sólida de unos 40-60 centímetros desde el suelo hasta el primer grupo de vidrios.

También ten en consideración que las puertas francesas se dividen en dos grupos principales:

  • Media vuelta
  • Fuera de swing

Estas dos categorías se refieren a el arco que es capaz de describir la puerta al momento de abrirse. Y es que el factor más importante a tener en cuenta al instalar una puerta francesa es, ha sido y siempre será: el radio de oscilación.

Te en cuenta que la gran desventaja de las puertas francesas en interiores es que crean un espacio muerto entorno a su radio de oscilación. Algo tan sencillo como incluir una mesa decorativa o una lámpara de pie puede quedar vetado en el momento que elegimos instalar una puerta francesa.

Es por ello que muchas veces las personas se terminan decantando por las puertas corredizas; y es que, en materia de funcionalidad, éstas últimas son las más prácticas. Claro que, la elegancia y el acento francés quedan descartados en esta situación.

Por ello siempre es primordial que tomes las medidas de tu marco y analices bien cuál será el radio de apertura más conveniente; todo ello antes de ir a buscar la puerta vidriada de tus sueños. Te recomendamos que utilices las que poseen un sistema de seguridad de tres puntos. Siendo el cierre principal en los pomos al centro, y con 4 seguros más, dos hacia arriba y dos hacia abajo.

Aprovechando al máximo mi puerta vidriada

La mejor manera de aprovechar el aspecto iluminado y espacioso que dan las puertas vidriadas en las separaciones principales de los ambientes le hogar, es seguir esa misma línea decorativa trasladándola a dos muebles muy importantes en la decoración: el vajillero y el comedor.

Ambos son las piezas ideales para combinar con las puertas vidriadas, quedando en segundo lugar las lámparas en el cielo de la casa, pero éstas tienen su propio aspecto protagónico y, al desprender luz artificial; se adaptan mejor a un ambiente cálido de decoración nocturna en lugar de la decoración generalizada.

La vajilla especial y que con orgullo se exhibe es un elemento muy francés. Obras de arte se han hecho en las vajillas grabadas más costosas de la historia, siendo las de la época de la revolución una de las más cotizadas, así como las que sobrevivieron al avance de la Alemania nazi.

En todo caso, podrás encontrar una vajilla hermosa que exhibir en un mueble cuyas puertas vidriadas siguen el mismo estilo que las abatibles recién abiertas para que tus invitados gocen contigo de una grata reunión y una grata comida.

Por ello también es importante cuidar el estilo de tallado de la mesa. Ya te hemos dicho que las maderas más utilizadas son de gran dureza y longevidad una vez que se han tallado. Si implementas en tu comedor (incluyendo las sillas) esa misma madera; aunque el color del comedor sea natural y la puerta francesa esté pintada de blanco u otro color claro, notarás como existe una armonía muy discreta pero amena.

También puedes tapizar los asientos con el mismo diseño de la vajilla, el Jouy de Toilé es una gran opción para este decorado que transporta a una época diferente. Y aunque hablamos de que la iluminación queda en segundo plano, el uso de candelabros durante la noche cuyas molduras sean similares a las del comedor y las patas de las sillas; son la mejor opción.

Al menos que hayas decidido utilizar un estilo más ostentoso y la mesa esté coronada por una lámpara de araña. Si ese es el caso, entonces las cenas íntimas serán las mejores que podrás disfrutar en tu casa. Completa la decoración con una alfombra o lámpara de esquina, y te sentirás como en Francia.

Y como sabemos lo importante que será tu nueva puerta francesa; aquí te dejamos un video para que aprendas a cambiar los vidrios en tal caso que se rompa alguno, aunque ojalá nunca suceda.

Referencias

Más de 25 ideas increíbles sobre Puertas francesas

Puerta Francesa – Hogar, Muebles y Jardín

Transformación DIY para una puerta francesa

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

>

Compartir con un amigo