Decoracion

Decoración para hogares alquilados

Las personas desean que el lugar que habitan refleje su estilo, y se sienten más cómodas cuando el mismo está decorado con los colores que más les gusta y con los objetos que representan aquellas cosas que más los apasiona.

• Decorar una casa de alquiler tiene sus limitaciones. No solo porque hay un reglamento por parte del arrendatario sobre qué cambios están permitidos, sino que además porque no todos pueden afrontar el costo para decorar un lugar que solo se va a ocupar por un tiempo. A no ser que sea de extrema necesidad, lo mejor para el inquilino será arreglárselas con la decoración con la que viene.

A veces la pintura es una forma no muy costosa de darle vida a una habitación. Pero la mayoría de los dueños no suelen estar dispuestos a arriesgarse a que los inquilinos puedan arruinar el lugar con una pintura que luego deban volver a cambiar.

Antes de pintar, consúltelo con el dueño. Si el mismo está de acuerdo con el cambio, averigüe si luego debe volver a cambiar el color por el original cuando devuelve la propiedad. Consiga un permiso por escrito para evitar cualquier malentendido que comprometa el dinero de su depósito.

Muchas veces se puede cambiar la ambientación de una habitación sin necesidad de pintar todas las paredes. Elija una sola para pintarla con un color que contraste con el resto del cuarto.

Si el reglamento dicta que las ventanas deben permanecer como lo dispuso el dueño, usted puede usar paneles de cortinas para darle textura y color a la habitación.

Hay muchos productos en el mercado que pueden usarse para colgar cuadros en las paredes sin dejar un rasguño. Estos ganchos usan un adhesivo fácil de remover cuando deba preparar el lugar para entregarlo nuevamente como se lo dieron originalmente.

Las carpetas de alfombras y lonas sirven para darle color y textura a los pisos. También pueden ser colocadas estratégicamente para cubrir aquellos sitios con manchas o gastados.

Los dueños de las casas de alquiler suelen utilizar estilos neutrales que resulten más o menos agradables a los inquilinos. El problema es que a veces pasan años sin que el lugar sea reciclado y por eso termina estando fuera de moda. Si la casa que alquila está decorada de una manera que no va muy bien con sus pertenencias, trate de unificarlas con accesorios económicos. Use una línea de colores que haga combinar sus pertenencias con la decoración que viene con el lugar.

Almohadones económicos, jarrones y tazones decorativos sirven para darle color y textura a la habitación. Se pueden agregar detalles adicionales con una lanza o incluso un viejo chal drapeado sobre el sofá. También se puede forrar una vieja canasta con tela para hacer de accesorio de los tipos de colores y texturas más difíciles de combinar.

Un poco de creatividad basta para que decorar la casa que alquila sea toda una aventura por un bajo presupuesto.

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

  • Los vinilos decorativos son la mejor opcion ya que como se comenta se pueden instalar y retir con mucha facilidad ademas las amplias gamas y las opciones pde personalizacion permiten que sea muy facil adecuarlos a nuestros gustos.

  • >

    Compartir con un amigo