Niños

Tratamientos para la obesidad infantil

La obesidad de los niños, como la mayoría de las personas sabe, se combate cambiando ciertos comportamientos. Además de estos cambios, deberá cambiar la manera en que su hijo come y la cantidad de actividad física que hace cada día. Pero al mismo tiempo debe observar otros factores en su comportamiento y en el comportamiento de los maestros, entrenadores, miembro familiares y amigos que forman su entorno.


La familia es el núcleo de donde el niño aprende y se nutre e idealmente la familia podrá darle soporte y aliento. Esto usualmente sucede con los padres, pero entre hermanos es completamente diferente. Si usted siente que los distintos miembros de la familia no actúan como deberían, es decir brindando amor y soporte, deberá asegurarse de que en las charlas familiares se discutan estos temas para que todos puedan ayudarle a resolver el problema.

Si usted tiene un hijo con sobrepeso u obesidad, entonces ellos necesitarán de su apoyo más que nunca. El autoestima y la confianza son temas claves al momento de tratar la obesidad en los niños. Trate de no criticarlos, molestarlos o señalarles su peso. Deje que su niño sepa que es amado y apreciado y discuta el tema de su peso utilizando una confianza positiva. No haga bromas acerca de la situación de su niño, ya que éste no es un lugar donde el humor pueda ayudar. No trate de convencer a su niño de que tiene la culpa de su situación, ya que esto creará el efecto contrario al que quiere lograr. Simplemente déjele saber que podrán trabajar esta situación juntos y que no hay nada “equivocado” en él debido a su sobrepeso.

Asegúrese de tener una conciencia acerca de la vida de su hijo en la escuela, de su sociabilidad y de los demás factores que la forman. Si esta sufriendo abusos de otros niños, aunque sean sus amigos, o si esta sufriendo de otros problemas de agresiones. Trabaje en reconstruir la confianza del niño enfocándose en lo que hace mejor y de afianzar la idea de que todos somos especiales y todos tenemos problemas. Él no es diferente, ni mejor ni peor que cualquier otra persona, sin importar qué tan poca confianza tenga en este momento. Mantenga el foco en la salud y no en el valor estético o en el peso. Enfóquese en los cambios graduales en la actividad física de su familia y en la nutrición y permita mucho tiempo para que todos puedan ajustar sus hábitos para sentirse bien consigo mismos.

Existen muchos cambios que deberá hacer y los primeros pasos serán cruciales para que usted y su hijo se sientan que tienen control de la situación. Así que preste mucha atención al comienzo, ya que podrá ser la parte más importante. Esto es especialmente cierto en los adolescentes, en quienes el primer paso es el más importante para recuperar la confianza y el autoestima. Poder fijar metas más pequeñas también permitirá que su hijo pierda peso gradualmente y no se sienta mal con el peso que irá ganando a medida que vaya creciendo. Algunos niños deben perder mucho peso y para lograrlo deberán crear un objetivo general compuesto de pequeños objetivos al corto plazo que lo podrán mantener motivado. Para estos niños, tal vez deberá considerar la utilización de recompensas y reconocimientos.

Espero que pueda encontrar esta información de ayuda, y le deseo la mejor suerte a usted y a su familia para combatir la obesidad de los niños.

Nilda Nora
Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.
Nilda Nora

Sobre el autor

Nilda Nora

Soy Nilda Nora y me gusta escribir sobre decoración de interiores. Si quieren contactarme o tienen alguna consulta que hacerme, aquí arriba tienen mis redes sociales.

>

Compartir con un amigo